domingo, agosto 19 2018

  • Linkedin
  • idealist
  • Sound

Google: CREANDO UNA WEB ENERGÉTICAMENTE MÁS EFICIENTE

Google tiene un compromiso permanente con la eficiencia energética y el medio ambiente. Utilizó la norma ISO 50001 como marco para establecer un sistema de gestión de energía más estructurado y formalizado y lograr el reconocimiento por sus esfuerzos. Alentada por el éxito del programa, la empresa sigue reduciendo su consumo de energía y sus emisiones mediante la mejora de la eficiencia –
gracias a nuevas herramientas como el aprendizaje automático – y la compra de energía renovable. Más adelante, Laura Franceschini, Gerente de Programa, Data Center Sustainability, en Google,
examina las buenas prácticas.

Los centros de datos de Google son los motores de Internet : permiten el funcionamiento de todos
nuestros productos y servicios y representan la mayor parte de nuestro consumo de energía.
Cuando se utilizan productos de Google como Search, Gmail y YouTube, los servidores de los
centros de datos se encargan de hacer el trabajo para nosotros las 24 horas del día y en todo el
mundo. Nos esforzamos por minimizar el impacto medioambiental de nuestros servicios, de modo
que cuando se utilicen nuestros productos, se consuma menos energía.
Google lleva más de una década diseñando y construyendo centros de datos que usan la mitad
de energía que un centro de datos típico, y siempre estamos buscando formas de reducir aún más
nuestro consumo de energía. Hemos construido nuestros propios servidores súper eficientes,
inventamos formas más eficientes para refrigerar nuestros centros de datos y hemos asumido el
compromiso de alimentar el 100 % de nuestras operaciones con energía limpia. Hemos firmado
contratos para la compra de cerca de 2,5 GW de energía renovable hasta el momento, lo que nos
convierte en el mayor comprador privado de energía renovable del mundo.
En 2013, Google llevó su compromiso con la eficiencia energética un paso más lejos al convertirse
en la primera empresa de Norteamérica en lograr el certificado ISO 50001 de sistemas de gestión
de la energía (SGEn) para varios sitios. Somos la única gran empresa de Internet que ha obtenido
este certificado, que cubre nuestros centros de datos activos. Google ha certificado 12 centros de
datos en todo el mundo, incluidos siete centros en Estados Unidos, tres en Europa y dos en Asia.

El trayecto hacia la norma ISO 50001
Cuando la norma ISO 50001 se publicó, vimos el marco como una oportunidad
para establecer un sistema de gestión de energía más estructurado y
formalizado y obtener el reconocimiento de terceros por nuestros esfuerzos
en el ámbito de la eficiencia energética.
Al igual que las certificaciones de gestión ambiental y de salud y seguridad
ocupacional que hemos recibido por nuestros centros de datos, la norma
ISO 50001 se basa en el concepto “ Planificar-Hacer-Verificar-Actuar ”. Este
concepto garantiza que contamos con una política energética sólida, implementamos
procesos que refuerzan nuestro SGEn, desarrollamos un programa
de auditoría sólido que comprueba que nuestro SGEn es eficaz, supervisamos
y evaluamos continuamente nuestros resultados de eficiencia energética y
adoptamos medidas basadas en ellos y trabajamos sin descanso para encontrar
maneras de hacer aún mejor las cosas. Partiendo de los requisitos de
la norma, Google ha desarrollado un SGEn que se ajusta a nuestra cultura
energética. Eso exige desafiar continuamente los objetivos de eficiencia
energética, mejorar el diseño de nuestros centros de datos eficientes desde
el punto de vista energético y establecer sistemas de supervisión progresivos,
por nombrar solo algunos aspectos.
En el desarrollo de nuestros SGEn, adoptamos un enfoque optimizado sobre
la documentación. Hemos creado un sistema simplificado que consolidó los
requisitos de la norma ISO 50001 en solo cinco procedimientos del sistema
de gestión, lo que reduce la cantidad de tiempo que nuestros empleados
tienen que dedicar al papeleo y les deja más tiempo para la investigación y
la implementación de iniciativas de eficiencia energética.
También hemos simplificado nuestra auditoría interna. Como gran parte
de nuestro programa de energía se gestiona en nuestra sede corporativa,
hemos creado un programa de auditoría interna específicamente diseñado
para nuestros centros de datos. Limita el número de auditorías internas de
centros de datos realizadas in situ cada año mediante la utilización de un
cuestionario de auto-auditoría en algunos centros seleccionados. Los temas
de la auditoría se seleccionan también para incluir solo aquellos que son
relevantes para las actividades del centro de datos.
Nuestras auditorías de certificación del SGEn nunca han identificado disconformidades,
lo que demuestra que nuestro programa es completo y eficaz.

Nuestro sistema de gestión de la energía
¿ Cómo gestionamos la energía en Google ? Reducimos el coste y el impacto
medioambiental de la operación de nuestros centros de datos diseñando y
construyendo nuestras propias instalaciones de modo que utilicen mejor el
entorno y las condiciones naturales. Instalamos controles inteligentes de
temperatura y de iluminación, empleamos estrategias avanzadas de refrigeración
y control, y rediseñamos la distribución de la potencia para reducir las
pérdidas innecesarias de energía. Construimos nuestros propios servidores
personalizados de alta eficiencia y los mantenemos ocupados, por lo que
podemos hacer más con menos energía.
Solo podemos mejorar aquello que medimos, así que calculamos periódicamente
datos completos de rendimiento de la eficiencia para cada centro. De
hecho, fuimos el primer operador de centros de datos en revelar los datos
detallados de eficiencia energética de todos nuestros centros de datos en 2008,
y hemos seguido publicando esta información cada trimestre desde entonces.
Si comparamos las cifras con las de hace cinco años, ahora podemos ofrecer
una capacidad computacional más de 3,5 veces superior con la misma
cantidad de energía eléctrica. Esto significa que, a pesar de que
enviamos más correos electrónicos, vemos más vídeos de YouTube
y guardamos más fotos digitales, estamos usando la misma cantidad de energía.
El aumento de la eficiencia energética a través del aprendizaje automático
En nuestra búsqueda permanente de una eficiencia extrema, hemos encontrado hace poco una nueva herramienta para llevar el consumo de la energía a niveles excepcionalmente bajos : el aprendizaje automático. En un entorno dinámico como un centro de datos, puede ser difícil para un ser humano ver cómo todas las variables – la carga informática, la temperatura del aire exterior, etc. – interaccionan entre sí. Para resolver este problema, hace dos años empezamos a aplicar el aprendizaje automático con el fin de optimizar las operaciones de centros de datos. Nos hemos asociado con nuestra compañía de inteligencia artificial, DeepMind, para analizar las grandes cantidades de datos que se reúnen en el curso de nuestras operaciones diarias y construir modelos que reconozcan patrones
y “ aprendan ” de ellos, lo que nos ha permitido predecir – y mejorar
– el rendimiento de los centros de datos.

Nuestro sistema de aprendizaje automático ha logrado una reducción
sistemática del 40 % en la cantidad de energía utilizada para
la refrigeración, lo que equivale a una reducción del 15 % en los
costos globales de energía tras las pérdidas eléctricas y otras ineficiencias
no relacionadas con la refrigeración.
Las iniciativas que

hemos implementado hasta la fecha nos han
ahorrado USD unos mil millones y hemos aprendido mucho a lo
largo del camino. Al describir nuestras prácticas recomendadas y
compartirlas a través de documentos técnicos, estamos ayudando
a otros centros de datos a funcionar de una manera más eficiente.
Ayudar a otros a reducir el consumo
de energía con la nube
Estamos construyendo la infraestructura de computación con
mayor eficiencia energética del mundo a través de nuestros centros
de datos, y los beneficios derivados de esto pueden ayudar
a otras personas. Gracias a nuestros esfuerzos en el campo de la
eficiencia energética, nuestra nube permite a miles de empresas
reducir también su consumo de energía. Mediante el cambio a
Google Apps, las empresas han reducido los costes informáticos
de oficina, el consumo de energía y las emisiones de carbono
entre un 65 % y un 90 % 1).
En nuestra búsqueda de eficiencia energética, la norma
ISO 50001 es una de las herramientas que seguiremos
utilizando. Participamos en el comité técnico de la norma
ISO 50001 para asegurarnos de que el estándar sigue siendo
una herramienta valiosa para Google y para otras empresa. ■
1) Google Apps : Eficiencia Energética en la Nube, 2012 Libro Blanco

Fuente ISO Focus¨El auge de la eficiencia energética¨#119

Vía: www.conectarsediariosustentable.com

Compartir
Ir a la barra de herramientas